18 noviembre 2013

La Guerra de las Consolas

Este mando es el que muchos esperan tener entre las manos el 22 de noviembre. Es el día que Microsoft ha elegido para poner a la venta su consola Xbox One en Europa Occidental. Una semana más tarde, el día 29, llegará a las tiendas su principal rival, la Playstation 4 de Sony. 

Ambas se preparan para una feroz lucha por el control del salón y el reinado del mercado del videojuego, un sector que moverá este año casi 70.000 millones de euros. Sólo en España los videojuegos alcanzaron los 822 millones de euros en facturación durante el año 2012.

Pero para los jugadores más impacientes hay una forma de probar las bondades de ambas máquinas sin esperar. Las dos estarán presentes en la feria Madrid Games Week, que se inaugura hoy en IFEMA y que se extenderá hasta el domingo. A la cita acudirán más de 23 compañías que montarán 550 puestos de juego en los que se podrán probar más de 150 títulos. 

El catálogo incluye los últimos lanzamientos de la actual generación de consolas, la Xbox 360 y la Playstation 3, pero se mostrarán algunos de los títulos con los que estas nuevas máquinas llegarán al mercado y varias de las novedades en el catálogo de Nintendo, que lanzó su máquina de nueva generación, Wii U, el pasado año.

La rivalidad entre Sony y Microsoft, en cualquier caso, marcará el ritmo de la campaña navideña de 2013. Las dos consolas apuestan por dar un salto gráfico considerable, con soporte para juegos en Full HD de elevado realismo, pero al mismo tiempo buscan nuevas utilidades en el día a día del hogar, se apoyan en periféricos para crear experiencias sociales de juego y aprovechan la conexión a la Red para ofrecer nuevas opciones de juego multijugador e integración con redes sociales.

Xbox, por ejemplo, hará de Kinect un elemento clave en la experiencia de la consola. La nueva generación de este periférico, capaz de ver al usuario y reconocer sus movimientos, tendrá mayor resolución y podrá reconocer mejor los comandos de voz. Vendrá de serie con Xbox One y Microsoft espera que se use de forma mucho más prominente en los juegos de la consola y no sólo en títulos orientados al público infantil o con vertiente social.

Aunque los juegos podrán seguir comprándose en soporte óptico, ambas consolas darán mayor protagonismo a la descarga directa de títulos, tanto actualizaciones como juegos completos. Sony y Microsoft incluirán también herramientas para crear vídeos de las partidas jugadas, que podrán distribuirse a través de redes sociales e integrarán aplicaciones para acceder a servicios de vídeo bajo demanda, alquiler de películas o televisión a la carta.

La clave del éxito, sin embargo, residirá en una cuidada combinación de los títulos exclusivos de cada plataforma y la facilidad con la que los estudios de desarrollo puedan aprovechar las características de las nuevas consolas. Ambas llegarán al mercado acompañadas de una docena de títulos y ampliarán el catálogo en los primeros meses de 2014.

No hay comentarios:

Publicar un comentario